Publicación Pedida. A propósito de los desalojos: Las historias que importan

Publicación Pedida. A propósito de los desalojos: Las historias que importan

María y Fernando tienen seis hijxs. Cuatro de sus hijxs son discapacitadxs. Fernando trabaja en el horno que está por cerrar. Con Fernando perderán el trabajo y el lugar en el que viven decenas de trabajadores. Los cuerpos de María y Fernando delatan los dolores de una vida de privaciones y de violencias ejercidas desde el Estado con la complicidad de la indiferencia social.

Un Estado que no ha sido capaz hasta el presente de asegurarles un derecho tan básico como el acceso a la vivienda. Una vivienda que no sea solamente un lugar donde refugiarse de los fríos y las lluvias, sino donde pueda desarrollarse una vida digna, sin hacinamiento y precariedad y manteniendo la unidad familiar.

Anastasia y Ubaldo están viejos, cansados y enfermos al cuidado de su único hijo, Mario, que ya pasó los treinta y lxs mantiene con su trabajo en el horno. Están muy angustiadxs porque su fuente de trabajo desaparecerá en los próximos días. Ellxs viven en una construcción que mal los protege del frío, el viento y la lluvia.

Estas son sólo dos historias de las decenas que se escuchaban el martes pasado acompañando a las familias que habían sido brutalmente desalojadas unas horas antes.

246 son las casas del Plan Federal paradas desde hace tiempo. Terminar con esta obra no alcanzará para modificar la falta de vivienda en nuestra ciudad. Sin la decisión de implementar una política integral de viviendas desde el Estado Municipal dentro del marco de la Ley N° 14.449 “de Acceso Justo al Hábitat” – a la cual el Municipio adhirió a fines de 2014 – el déficit de vivienda se irá incrementando geométricamente con el paso de los años. Esto hará que nos enfrentemos – cada vez más – a situaciones en las cuales personas desesperadas recurran a la usurpación de tierras, producto de la inexistencia de un mercado legal de suelo al que pueda acceder la población de bajos recursos, como sí lo hicieron décadas atrás. Hoy priman los negocios inmobiliarios de particulares, en ocasiones vinculados a algunos funcionarios inescrupulosos de turno.

Estxs vecinxs, desde la dignidad que no les reconoce el Estado municipal, sólo aspiran a que se les facilite, a precio accesible y con financiación, un pedazo de tierra donde puedan construir un techo que cobije sus sueños y materialice el acceso a la vivienda reconocido en el artículo 14 bis de la Constitución Nacional y que, a partir de la incorporación de los tratados de Derechos Humanos (cfr. art. 75 inc. 22) a nuestra Constitución en la reforma del ‘94, profundiza el reconocimiento normativo.

Las familias desalojadas, en su mayoría de nacionalidad paraguaya, llegaron a nuestro país – contrariamente a lo que algunxs sostienen – para contribuir a la economía argentina con su fuerza de trabajo y también con sus consumos pagando el Impuesto al Valor Agregado.

Llegaron a nuestro país hace años, buscando un horizonte más promisorio para sus hijxs tal cual lo hicieron lxs inmigrantes europexs a fines del siglo XIX cuando venían huyendo de la miseria y el hambre.

¿Lxs nietxs y bisnietxs chivilcoyanxs de aquellxs inmigrantes que también fueron discriminadxs y criminalizdxs por las clases dominantes a principio del siglo XX, levantarán el dedo acusador frente a los desalojos o lograrán comprender el problema real y a las personas reales que padecen la inseguridad de la falta de vivienda?

Frente por los Derechos Humanos Chivilcoy

  1. propongo que vayan a pedirle un lugar para construir su casa en algunos de los tantos terrenos, campos, loteos , casas , dptos , edificios de los ex exitosos funcionarios , ya que son tan nac&pop y progres con una medida asi podrian demostrar que realmente lo son. O tambien a toda la caterva que estuvo arriba del escenario montado para inaugurar la torre federacion sabiendo que todo era una mentira. O las decenas de casas en los barrios federales que los dejaron todos abandonados!! Tambien pueden ir a pedir algun cuarto al hotel de la de tomaso total es de todos, mi pequeña parte se las dono.
    Todos estos personajes se llenaron la boca enarbolando al pais como un crisol de razas y asi llenaron el pais de extranjeros como los que tomaron la quinta que para no desalojarlo al final la gestion de speranza la compro y encima la inflaron en 5 millones cuando la pagaron un millon cincuenta mil.
    No nos olvidemos de todas las casas tomadas digitadas por las atneriores gestiones , como el barrio de la sur y varios mas.
    Podriamos enviarle una carta a milagros sala qeu se robo el valor de 1200 casas o a bonafini de sueños compartidos que se robo mas de 200 millones todos en nombres de lo pobres y abandonados. Con el verso de los DDHH lo unico que hicieron fueron NEGOCIOS MILLONARIOS
    Me encantaria que los DDHH tambien esten con la gente a la cual le usurparon tierras o no son victimas?
    señores del frente para los ddhh, ninguno de uds le ofrecio un lugar a esta pobre gente? Siempre lo mismo les gusta repartir del bolsillo ajeno pero del de uds nada.
    Usurpar es ilegal y esta penado por la ley , basta de aceptar la ilegalidad en nombre de los mas necesitados , que se vuelvan a paraguay, bolivia, peru, o donde sea.
    Es su pais, aca no hay mas lugar para la ilegalidad.

    Responder
  2. que se los lleve a vivir la segunda candidata de vamos a su quinta

    Responder
  3. uds estan comparando a los italianos con los paraguayos o bolivianos?
    los italianos hicieron el pais desde la agricultura hasta el tendido de red electrica, usinas como la del arte hoy reformada, mataderos, vinos como gargantini y giol, ceramica, pintura, construccion, metalurgica, jabon, farmacia cuando llegaron grandes bioquimicos , por favorrrrrr
    estos extranjeros son todos manteros! miren capital y el gran buenos aires!!!!
    esos pagan iva como comenta en la nota? por favor dejense de joder

    Responder

Responder

Su dirección de correo no será difundida.